Accidentes Laborales de Tráfico

En la actualidad, muchos trabajadores (comerciales, artesanos, conductores, repartidores, taxistas, etc.) conducen, de forma ocasional o habitual, un vehículo para desempeñar su trabajo. Esto les expone a riesgos específicos que las empresas deben de tener en cuenta, sobre todo a la hora de realizar la evaluación de riesgos laborales.

Los conductores están expuestos, muchas veces sin ser conscientes de ello, a riesgos:

  • Posturales.
  • Químicos.
  • Psicosociales.
  • Físicos como vibraciones, ruido o calor.

Pero el riesgo más importante y más frecuente es el de sufrir un accidente de tráfico.

Según un estudio realizado por el Instituto de Seguridad Vial de la Fundación Mapfre los accidentes de tráfico representan:

  • Casi el 40% de los accidentes laborales mortales.
  • El 28,3% de los muy graves.
  • El 18,5% de los graves.

Es por ello que la Fundación Mapfre ha puesto en marcha la campaña “Médicos por la Seguridad Vial”

Además, la probabilidad de fallecer en ellos es 8,3 veces mayor que en otros accidentes laborales, es decir que 600 personas mueren cada año en España en este tipo de accidentes y otras tantas sufren heridas graves o lesiones medulares.

Hay dos tipos de accidentes laborales de tráfico:

Los accidentes “in itinere” son los percances que sufre el trabajador al ir o al volver desde su domicilio al lugar de trabajo. Para que sea considerado como ta:l

  • no debe existir interrupción en el trayecto por motivos personales,
  • debe ocurrir en tiempo inmediato o razonablemente próximo a la hora de entrada o salida del trabajo,
  • en el itinerario habitualmente utilizado por el trabajador.

Los accidentes “en misión” son los que se producen en viaje de servicio ordenado por la empresa. Es decir, en trayectos recorridos por el trabajador por consecuencia de su trabajo,

  • bien habitualmente en el desempeño mismo de sus funciones,
  • bien en cumplimiento de órdenes o indicaciones ocasionales del empresario,
  • cualquiera que sea el medio de transporte.

La Consellería de Economía, Hacienda y Empleo, a través de la Dirección General de Trabajo y Seguridad Laboral y del Instituto Valenciano de Seguridad y Salud en el Trabajo (INVASSAT),  ha diseñado una estrategia de actuación orientada a prevenir los accidentes laborales de tráfico. Segun el director general de Trabajo y Seguridad Laboral, se ha desarrollado, en consenso con los agentes económicos y sociales, para prevenir los accidentes laborales de tráfico al comprobarse la escasa percepción del accidente de tráfico como un factor de riesgo en el entorno laboral.

Entre las acciones llevadas a cabo podemos citar:

  • La Fundación para el Fomento de la Cultura Preventiva de la Seguridad Vial, en colaboración con la Universidad de Valencia, han creado del Simulador de Riesgos Laborales de Tráfico. Este es un sistema pionero y único en Europa que permite la formación in situ de hasta diez conductores al mismo tiempo y con el que se podrá trasladar a los profesionales del transporte el incremento de la percepción del riesgo y el cambio de actitudes. Además, existe la posibilidad de adaptar los contenidos del simulador a las situaciones cambiantes del entorno laboral, a las características especiales de la empresa y a lo que las distintas leyes o directrices dictaminen.
  • La Dirección General de Trabajo ha desarrollado otras herramientas para la prevención de estos accidentes como son un CD en el que se incluye un análisis de las causas de los accidentes “in itinere” y “en misión”, donde establece una serie de recomendaciones para empresarios y trabajadores.
  • Por parte de la Generalitat se ha elaborado el libro titulado “El Accidente Laboral de Tráfico” en el que han colaborado Comisiones Obreras y la Mutua de Accidentes Fremap. Dicho libro trata de analizar los factores que inciden en esta siniestralidad facilitando materiales técnicos y jurídicos y propuestas de soluciones.

¿Cómo podemos prevenir estos accidentes?

Actuando sobre la organización del trabajo planificando los desplazamientos para reducirlos en la medida de lo posible, limitando las distancias a recorrer o utilizando otros medios de transporte.

Actuando sobre los vehículos utilizados procurando que estén en buenas condiciones y que sean adecuados para el trabajo a realizar.

En cuanto al conductor este debe:

  • Poseer el carnet de conducir apropiado.
  • Respetar las normas de circulación,
  • Recibir formación por parte de la empresa sobre el trabajo a realizar.
  • Utilizar el teléfono móvil solo con el vehículo detenido o utilizar un manos libres.
  • Evitar el cansancio ya que las alteraciones del sueño y la fatiga están presentes en el diez por ciento de este tipo de siniestros laborales.
  • Evitar el tabaco y no consumir alcohol o alguna otra droga cuando tenga que conducir.
  • Realizar una alimentación ligera y equilibrada.
  • Tener en cuenta que algunos medicamentos como los utilizados para los resfriados, los antihistamínicos y los psicofármacos no deben consumirse cuando se tiene que conducir.

Dra. Amelia Calot Escobar

Los Accidentes “in itinere”


Acerca de Amelia Calot

Médico Especialista en Medicina del Trabajo Médico de Atención Primaria
Esta entrada fue publicada en Salud, Salud Laboral y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s